Experiencias que pueden cambiar tu vida

02 May 2022

En el marco del Programa de Intercambios Federales, Camila Lambert de 21 años, alumna de Periodismo de la Facultad de Ciencias Sociales y Comunicación de la Universidad Maza se encuentra en Buenos Aires cursando en la Universidad del Salvador (USAL) y comparte sus vivencias con toda nuestra comunidad universitaria.

Desde que comenzó su trayecto académico había estado interesada en un intercambio, pero desistió un poco porque debía esperar a avanzar con la carrera. El año pasado vio una publicación en nuestro Instagram, se dijo a sí misma que era el momento, averiguó la documentación a presentar y se inscribió.

El proceso de selección

Una vez enviada la documentación, que entre otras cosas incluía el promedio general y una carta de motivación le llegó un mail de confirmación. Al mes siguiente se contactaron directamente desde la Universidad del Salvador, le dijeron que estaban interesados en su perfil y concretaron una entrevista virtual para conocerla mejor.

“Cuando lo recibí casi que me había olvidado del tema. Yo le había puesto mucho esmero a la carta, pero pensé que no tendría chances, así que me puse un poco nerviosa porque no era algo que tuviera en mis planes, que eran bastante distintos”, se sincera Camila, quien tuvo un distendido encuentro con representantes de la USAL y del Gobierno de Buenos Aires. “Fue muy distendida, de unos 20 minutos, me preguntaron sobre mi personalidad, carrera, aspiraciones y rutinas. Yo creo que buscan gente multifacética, que tenga ganas de conocer y darse a conocer, curiosos, activos. Yo me considero así” afirma.

Tras la entrevista había que esperar 3 semanas para la decisión final. Fue vía mail que le confirmaron la beca. Allí comenzó a mentalizarse y dar la noticia a familiares y amigos.

Detalles del intercambio

Camila viajó el 28 de febrero y retornará el 31 de julio.

Se trata de un intercambio federal organizado por la Ciudad de Buenos Aires en conjunto con diversas universidades del país. Se encuentra hospedada en un hotel en Monserrat, barrio ubicado en pleno centro de Buenos Aires, a unas 10 cuadras del Obelisco. “Tiene sus pros y contras, ya que está muy bien ubicado y es cómodo para trasladarse, pero es un tema el ruido, la inseguridad, etc.” explica la joven.

En el hotel se encuentran alrededor de 20 personas elegidas de distintas provincias y nuestra estudiante comparte espacios con una cordobesa estudiante de Ciencias Políticas. “El hecho de que estemos todos juntos en el mismo lugar nos sirvió, sobre todo los primeros días, para estar más contenidos al sentirse lejos de la familia y los amigos”, asegura.

También hay allí, y en la Ciudad en general, muchos extranjeros. Lambert explicó que la organización Study BA organizo diversos eventos con ellos y que pudo conocer a chicas finlandesas, francesas e irlandesas, que sigue frecuentando. “Allí me di cuenta lo importante que fue haber aprendido inglés, algo que me insistió mucho mi mamá y se lo agradezco. Verdaderamente ha sido un intercambio cultural y nunca me imaginé que iba a hablar tanto inglés y conocer tanta gente del exterior” comenta Lambert.

El universo académico

Luego de realizar diversas actividades también empezaron las clases. Ella se encuentra cursando 2 materias en nuestra universidad y 4 allá en Buenos Aires. Cuenta que se tuvo que organizar más pero que hay muchas cosas interesantes para tener en cuenta.

“La Universidad del Salvador tiene unas instalaciones hermosas y muy buen trato hacia los estudiantes que somos de afuera", indica. Por otra parte, explica que “la USAL permite a los extranjeros cursar cualquier materia que elijan, por más que sea de otra carrera o facultad. Estoy cursando Educación Ambiental porque me interesa mucho lo relacionado a la naturaleza y me ha encantado la cátedra. Eso se agrega al historial de estudios”. Clases personalizadas, trabajo en proyectos grupales, mucha participación y debate son algunos de los aspectos que más resalta.

Tiempo de ocio

Entre semana casi no le queda tiempo disponible y los fines de semana hay más posibilidades. “No he recorrido muchos puntos turísticos porque he venido varias veces de más chica a Buenos Aires así que he aprovechado para ir a cafés o plazas que me gustan mucho, también para hacer salidas a la naturaleza. Nos llevaron de noche a la Reserva Ecológica de Puerto Madero, ese fue un momento hermoso, estaba en mi salsa”, garantiza.

Un día de rutina

“Yo me levanto y salgo 7:30h, voy a la universidad en bicicleta y de ahí a entrenar natación. Vuelvo, me hago de almorzar y estudio. Si puedo salgo a algún lugar en la tarde, pero generalmente me quedo trabajando o estudiando.

Tenemos una heladera muy chiquita para el día a día y no se pueden guardar muchas cosas, por ejemplo, carnes ya que tampoco hay congelador. Esas cosas te complican un poco. Uno se tiene que ir acomodando a lo que le toca y tampoco es tan fácil como uno podría imaginar”, detalla.

Mirando al futuro

Camila no había tenido una experiencia similar antes y aunque gustaría viajar al extranjero, asegura que esta oportunidad ha sido ideal porque no ha estado tan lejos de sus allegados. “Ha sido sumamente enriquecedor y he hecho muchísimas cosas. También ha sido un gran cambio ya que uno es totalmente independiente”, subraya.

Estas vivencias le han ayudado a clarificar un poco sus ideas y garantiza que “la ciudad no es mi lugar en el mundo. Proyecto mi futuro hacia la naturaleza, quiero viajar y conocer poblaciones más vinculadas con ella, hacer expediciones. Me gustaría documentar muchas de esas cosas y mostrarlas con la comunicación para que las personas sepan que existe otro estilo de vida que para mí es más natural, sano y feliz”.

Recomendaciones

Para concluir, Camila se aventuró a dejar algunos consejos a todos aquellos interesados en realizar una experiencia similar:

  • La carta de motivación es importante, ponerle esmero y sinceridad, que sea concisa pero contundente
  • Estar seguro de querer realizar el intercambio
  • Animarse a hacerlo, la etapa universitaria tal vez sea la ideal para ello
  • Estar abierto a todo lo que pueda pasar y a resolver problemas
  • Saber que pueden elegir qué cursar: materias para validar y otras que no. Darle a su intercambio un matiz más cultural o académico.

¡En muy poco tiempo se lanza la convocatoria para el segundo semestre! ¡Estate atento y si queres obtener más información comunicate con el área de Relaciones Internacionales de la Universidad Maza: internacionales@umaza.edu.ar

Agradecemos las fotografías enviadas por Camila, que también disfruta y hace muy bien esa actividad.