Una disciplina clave para la salud

09 Ago 2019

Desde 1974 cada 11 de agosto se festeja el Día del Nutricionista en toda Latinoamérica, en conmemoración del nacimiento del médico argentino Pedro Escudero, pionero de este campo de estudios fundamental para el bienestar del ser humano.

Egresado en 1902 con Medalla de Honor de la Facultad de Ciencias Médicas, su carrera académica ejemplar inspira a las futuras generaciones. En 1905, con tan solo 28 años, fue designado Jefe de Servicio del Hospital Rawson, donde desempeñó su tarea durante 23 años. 

Además fue el creador y titular de la Cátedra de Clínica de la Nutrición y fundador y director del Instituto Nacional de Nutrición. Sus lineamientos sirvieron para el desarrollo de planes similares en todo el continente.

La nutrición es uno de los pilares de la salud y el desarrollo. En todas las edades de la vida permite reforzar el sistema inmunitario, contraer menos enfermedades y gozar de una salud plena.

Romina Calella, licenciada en Nutrición y docente de la Universidad Maza señalo que “si bien la desnutrición sigue siendo un problema presente en nuestro país, resulta preocupante la existencia de la malnutrición a escala global. No sólo malnutridos por déficit sino también por exceso, lo que lleva a corto o largo plazo a enfermedades con consecuencias graves”.

Para que la alimentación saludable se transforme en un hábito es importante que comience en casa y que se extienda y mantenga en otros ámbitos donde el individuo se alimente.

Hay seis clases de nutrientes que necesita el cuerpo: agua, grasas, carbohidratos, proteínas, vitaminas y minerales.

¿Qué esperas para asistir a uno de estos profesionales para que te ayude a tener la mejor alimentación que necesita tu organismo y tener un funcionamiento pleno y eficaz?